juguetes eroticos Sexualidad

✔ Cómo usar un plug anal

Muchas son las personas que buscan una estimulación anal y no acaban de dar el paso, en ocasiones es el pudor o el pensar que es algo prohibido que impide comunicar el deseo a la pareja y en ocasiones no se sabe bien como empezar.

En otras ha habido una mala experiencia previa que ha evitado que se vuelva a probar. Aquí vamos a darte las claves para que sea una experiencia muy placentera y puedas aprender cómo usar un plug anal desde una perspectiva segura y agradable.

¿Qué es un plug anal y como se usa?

Un plug anal o tapón anal es un juguete sexual que está pensado para introducir en el ano por lo que presenta una forma ergonómica para su inserción y además está  diseñado para permanecer en ese lugar.

Es como un dildo pero más finito en la punta para facilitar su inserción y con un tope al final que evita que se introduzca completeamente en el ano.

¿Para que podemos usar un plug anal?

Los plugs anales ser usados de diferentes maneras y con diferentes propósitos.

  • Hay quien los usa como dilatadores, para ir preparando el ano para el posterior sexo anal.
  • Otras parejas lo usan para poder realizar penetración doble a la mujer realizando sexo vaginal mientras permanece el plug en el ano.
  • Como estimulación adicional: El hombre puede llevar un plug mientras penetra a su pareja.
  • Para masajear la próstata: Hay plugs con una forma más ergonómica para estimular además la próstata gracias a una leve curvatura. Suelen llamarse estimuladores prostáticos.
  • Como elemento decorativo: Son los plugs decorados a modo de joya anal, haciendo doble función, estimula al que lo lleva puesto y es un estimulo excitante visual para la pareja. Para ello hay plugs que terminan en una piedra simulando una joya o también hay plugs que en su extremos presenta una cola de animal, para poder realizar juegos de rol sexual.

Consejos para usar tu plug anal

Higiene anal

Antes de iniciar la relación sexual es importante que la higiene del ano sea adecuada. No es necesaria una limpieza excesivamente profunda, con una higiene básica será bastante, ya que el ano es una zona de “paso” no de almacenamiento, así que limpiando los restos ya debería ser suficiente. Usa agua caliente para que se relaje el esfínter y después lava como habitualmente. ¡ya estás listo para jugar tu propia aventura anal!

Usa lubricantes

El ano es una zona que carece de lubricación, por lo que es importante para que la experiencia no sea desagradable ni dolorosa que se aplique la suficiente cantidad de lubricante anal. Encontrarás lubricantes a base de silicona y a base de agua. Para el sexo anal siempre es más recomendable el lubricante de silicona, ya que no se seca por lo que no hay que ir reaplicando y además el deslizamiento es mucho más suave que con el lubricante a base de agua. Eso sí, es algo más difícil de limpiar los restos.

Si optas por lubricante de silicona cerciórate que el juguete no sea de silicona, pues no es compatible y lo degradará. Si el juguete que has elegido es de silicona, opta por lubricantes a base de agua, que aunque haya que ir reaplicando, es más respetuoso con tu juguete y es más fácil limpiar sus restos.

Usa SIEMPRE juguetes diseñados para el sexo anal

Es importante para evitar accidentes y practicar un sexo seguro. Los juguetes anales tiene una base más ancha o un anillo para evitar que el juguete se deslice hacia dentro ya que los músculos del esfínter se contraen involuntariamente y puede atraer el juguete hacia adentro. Si esto ocurre, tendréis que ir a una consulta médica para su extracción. Así pues, asegúrate que usáis un juguete anal diseñado para que esto no ocurra.

Usa un plug anal del tamaño y forma adecuada

Dependerá de tu experiencia previa y tu capacidad para relajar el esfínter anal. Para las primeras experiencias se recomiendan plugs de tamaño estrecho y pequeño y si es posible con forma cónica, que es más fácil de insertar, hasta que vayas familiarizándote con las sensaciones del juego anal.

Y ahora, ya estamos listos para probar nuestro plug anal

Una vez hemos lubricado el juguete y el ano ya podemos insertar el plug anal. Si el objetivo es conseguir una dilatación para el posterior sexo anal, escoge el plug más pequeño y deja que permanezca unos 10 minutos. Los músculos se acostumbraran al tamaño y la forma y podremos introducir otro más grande.

Siempre será mejor en estas primeras veces que lo hagamos nosotros mismos, porque sabemos mejor que nadie como está respondiendo nuestro cuerpo y sabremos la fuerza y la presión necesarias en cada momento.

En todo caso, si su pareja encuentra excitante este momento, es importante mantener una adecuada y profunda comunicación a cada paso.

Prueba de masajear el ano de tu pareja para irlo preparando, en los juegos preliminares. El momento del orgasmo femenino es un buen momento para iniciar la estimulación anal ya que al estar más relajada, será más receptiva y será mucho más agradable la inserción anal.

Y para acabar te dejamos un vídeo explicativo (por si no tienes ganas de leer) de un canal fantástico como es SexoOral

Y ahora que ya lo sabes todo sobre los plugs anales ¿te animas a probarlos? ¿nos cuentas tu experiencia?

Recuerda que puedes encontrar cualquier modelo de plug anal en nuestro sexshop online y tenemos envíos gratis para compras a partir de 36€. Lo tendrás en casa en 24h

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.